Arqueólogos descubren secretos ocultos de un pergamino del mar Muerto

Un estudio reveló nuevos detalles sobre el pergamino del templo, el rollo más largo de los manuscritos del mar Muerto; descubiertos a mediados del siglo XX.

El pergamino, de ocho metros de largo; llamó la atención de los arqueólogos por su excepcional delgadez y brillante color marfil. Según el análisis; el ejemplar tenía una estructura en capas que consiste en un material a base de colágenos, capas inorgánicas atípicas de sulfatos y otros minerales descubiertas tras el reciente análisis químico.

Los autores de la investigación apuntaron hacia “una tecnología de fabricación antigua única”. En la que este pergamino fue modificado mediante la adición de una capa inorgánica como superficie para la escritura, donde eran utilizadas unas especies de sales que favorecieron su conservación por más de 2.000 años.

Los expertos; agregan que la comprensión de los minerales utilizados cobra gran importancia en “el desarrollo de métodos de conservación adecuados para la preservación de estos valiosos documentos históricos”.

De tal forma; la mayoría de los manuscritos fueron escritos en un material a base de piel de animales, descrito como un híbrido de pergamino y cuero. La producción de las superficies de escritura incluía cuatro pasos principales: depilación, adelgazamiento, secado bajo tensión y acabado.

Además los textos; también conocidos como Rollos de Qumrán, son una colección de miles de fragmentos de más de 900 manuscritos de dos milenios de antigüedad; entre los que se encuentran copias de textos de la Biblia hebrea, hallados en 1946 en 12 cuevas.

Por Astrea Moreno

También podría interesarle: Encuentran seis ejemplares de vaquitas marinas en California